Ante el anuncio público de la Diputación de Zamora que informa de su intención de construir un nuevo parque de Bomberos para cubrir el alfoz de la capital zamorana, la PBPCyL (CUBP CyL) quisiera recordar los siguientes puntos:
1.- Que para el territorio propio de la provincia de Zamora (a excepción de la capital), las competencias en esta materia son de la propia Diputación, y es ésta la que está obligada por LEY a prestar un servicio profesional y público de Prevención, Extinción de Incendios y Salvamento.
2.- Que a tenor de lo expuesto estos días por el vicepresidente segundo de la
Diputación y Presidente del Consorcio, D. José Luis Prieto, preocupado en la
creación de puestos de trabajo de bomberos profesionales (lo que
celebramos), queremos recordarle que tiene dos extensas zonas sin cubrir por bomberos profesionales, la de Toro y la de “Tierras de Aliste”, por lo que le invitamos también a hacer lo propio y extender su preocupacion.
3.- La situación del parque de Bomberos en la Carretera de Cañizal, a apenas 3 km del parque Público y Profesional de la capital zamorana, no parece serla más idónea y si (estamos seguros de ello) la intención de los dirigentes de la Diputación Zamorana es la de cumplir con las leyes, incluida la Ley 27/2013 de Racionalidad y Sostenibilidad de la Administración Local, que en su art. 57.2. exhorta “La suscripción de convenios y constitución de consorcios deberá mejorar la eficiencia de la gestión pública, eliminar duplicidades administrativas y cumplir con la legislación de estabilidad presupuestaria y sostenibilidad financiera” es decir, en aras de una mejor gestión y evitar duplicidades que incremente el coste de este servicio, parece más sensato, que el alfoz de la capital sea cubierto por el Servicio de Bomberos capitalino.
4.- Teniendo en cuenta todo esto, a los profesionales del sector nos parece
más factible que para crear puestos de trabajo la propia diputación invierta primero en la funcionarización del Parque de Tierras de Aliste en San Vitero (ahora cubierto con voluntarios a sueldo) y llegando a un acuerdo con al Ayuntamiento de Zamora, para proteger el alfoz del municipio capitalino, o en su caso, buscar un punto entre Toro y Zamora, para que construido el parque allí, pueda dar servicio y proteger al alfoz de Zamora y a la zona de Toro, y reforzar el parque de bomberos profesionales de Benavente. Todo parece más lógico y sensato que colocar dos parques profesionales juntos. Recordar que lo importante es dar un servicio público de calidad, la ciudadanía, sus vidas y sus medios de vida debiera ser lo primero y estar en la cabecera de nuestros políticos.
5.- Desde nuestro punto de vista (y como ciudadanos) pensamos que el
problema reside en la incapacidad de nuestros representantes políticos de
llegar a un acuerdo procurando dar a los ciudadanos los servicios necesarios, a lo que están obligados, por ley, en las mejores y más económicas condiciones posibles.
Si la cantidad que pide una administración, no es la misma que lo que ofrece la otra, parece necesario un esfuerzo de ambas administraciones para llegar a un punto intermedio más lógico y coherente por bien de la ciudadanía, que no nos olvidemos, es la que pone el dinero con sus impuestos.
En las circunstancias actuales los servicios públicos deben estar protegidos y promocionados, pero siempre en unos términos lógicos. Va a ser muy difícil de explicar a la ciudadanía que existan dos cuerpos de bomberos ocupando el mismo espacio físico, y por lo tanto duplicando el gasto en este servicio.
Nosotros como ciudadanos y bomberos profesionales, pedimos cordura y
hacemos un llamamiento a todas las partes implicadas para encontrar una
solución consensuada en este delicado asunto.